Septiembre 2013 / Frente en Alto / Nani Lamarque

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Frente en alto
Nani Lamarque

La Ene – Nuevo Museo Energía de Arte Contemporáneo
Santa Fe 2729, 1er piso #34

27 de septiembre al 25 de octubre de 2013
Inauguración: viernes 27 de septiembre de 2013, 19hs.

Frente en Alto
Nani Lamarque en La Ene

¿Cómo sería una conversación entre un viejo peronista y un joven militante de La Cámpora? ¿Qué espacio tienen las artes visuales en el modelo nacional?  ¿Qué implica la redistribución, no sólo en términos económicos, sino culturales?  ¿Cómo te diste cuenta que soy de clase media?  Éstas y otras preguntas -implícita y explícitamente- se plantea Nani Lamarque en su exhibición Frente en Alto.

Esta muestra es una reflexión, desde las artes visuales, sobre la década ganada y el terreno que conquistó la política entre la juventud.  Al referirnos a la política y militancia partidaria desde al arte, queda implícito el cuestionamiento del espacio del arte contemporáneo en las políticas de estado.  Estas obras ambiguamente militantes comprenden una selección de la producción de Lamarque de los últimos dos años cuya fuerza reside precisamente en su obstinación en no asumir una posición clara.  Básicamente, los trabajos de Lamarque rebotan las ideas del que las mira.

La exhibición en sí es sencilla, escueta.  Un metro y medio de esmalte sintético azul celeste protege las paredes y da, literalmente, un aire de institucionalidad asfixiante.  Un dibujo a carbón con el cuestionamiento -sorprendido, culposo- sobre la propia clase social domina la sala.  En un nicho se encuentra una foto de la mugre que dejó una cruz al ser removida de la pared.  No puedo evitar pensar en cuando el presidente Kirchner dio la orden al teniente general Bendini de retirar los cuadros de Videla y Bignone.  El espectro de la cruz sigue ahí, la mugre persiste, la costumbre es difícil de olvidar y la historia no se borra nunca.  Una traducción al inglés de una canción de La Cámpora y tres remeras concluyen el recorrido.  La aparente contradicción de utilizar el lenguaje del Imperio norteamericano es tomado por Lamarque como símbolo de un tiempo pasado en que se hablaba de “exportar el modelo”, algo así como una neo colonización pedagógica a la inversa.  Hace apenas dos años el movimiento Occupy hablaba de la toma de fábricas y hacía cacerolazos propios.  Finalmente, las remeras que se izan como banderas son la representación más clara de la compenetración de la cultura popular y la política.  Se trata del juego de seducción de las imágenes de la inmortalidad, las consignas políticas y el rebautizado Nesternauta.

Las contradicciones de la Argentina no son nunca tan evidentes como en el uso y abuso de imágenes con fines políticos.  Sin embargo, si algo es evidente es que ha sido durante los últimos 10 años que se ha ganado un espacio para grupos y comunidades históricamente marginadas.  Es en este marco que Lamarque pregunta por el lugar del arte.

Para La Ene, como proyecto de crítica institucional en el campo del arte contemporáneo y anfitriona de esta exhibición, es de suma importancia poner en discusión la práctica artística en relación a la política.  La decisión de hacer una muestra que hable explícitamente sobre partidos políticos y agrupaciones militantes pretende poner en evidencia el curioso desbalance que hay en relación a posiciones políticas y la escena del arte en Buenos Aires.  Mínimamente, hay que ser militantes en nuestro propio campo.

Marina Reyes Franco, curadora

Esta exhibición cuenta con préstamos de las colecciones de José María Mones Cazón y Mariano López.  Agradecimiento especial a Santiago Rey por su colaboración en el montaje.

Anuncios
  • Nuevo Museo Energía de Arte Contemporáneo

    Ave. Santa Fe 2729, Local 34 (1er piso)
    Buenos Aires, Argentina

  • Entre su dirección de email para suscribirse y recibir emails con noticias sobre La Ene.

    Únete a otros 1.091 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: